Unión en la tragedia

Sí, hace una o unas horas desde que sucedió la tragedia en Japón. Y me pareció increible como se fue extendiendo la noticia.

En segundos mi TL del Twitter se llenó de comentarios sobre el tema, lo mismo pasó en el Facebook y al googlear todos los medios del mundo ya estaban al tanto.

Algunos amigos preocupados por conocidos en Japón, yo sólo tengo un conocido a quien envié un mail para ver si está bien.

Pero el caos, y la intranquilidad contagia. Se apodera de todos, de diferente manera. A algunos más preocupados, a otros impotentes como es mi caso.

Y en eso encuentro el link para ver en vivo la cobertura del terremoto. Sí, en vivo. Que en realidad no es ninguna sorpresa, hoy ya nada en el mundo digital sorprende. Sin embargo me impresiona, y lo va a seguir haciendo, esa cercanía que genera Internet.

A través de una pantalla puedo sentir esa energía propia de una catastrofe. Una energía en la que todo (o casi todo) el mundo se solidariza y demuestra su verdadero lado humano. Y ofrecen oraciones y/o plegarias, postean en sus muros, retuitean informaciones.

Así también los afectados pueden hacer llegar informaciones a todo el mundo sobre su estado, sobre como se está viviendo este momento "in situ".

Es increible la unión que muestra la sociedad del mundo entero ante una catástrofe así. Yo, me pregunto. ¿Porqué hacen falta terremotos, tsunamis, tragedias así para que nos unamos?

  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • RSS

0 comentarios:

Publicar un comentario